Política
Compartir | | Ampliar Reducir

El «lado B» de los candidatos presidenciales

Los nueve postulantes a La Moneda tienen una faceta menos conocida para la opinión pública. Diferentes gustos a la hora de comer, la práctica de algún deporte o estilos "casuales o fomales" en el vestir son parte de la vida personal de los candidatos. Detalles inéditos que muchas veces se transforman debido al intenso ritmo de la campaña, pero que expresan el carácter de cada uno de ellos.

por:  La Segunda
sábado, 05 de octubre de 2013

 Bachelet: Peluquera personal y alérgica a los cangrejos
  
La ex Presidenta y candidata presidencial de la Nueva Mayoría, Michelle Bachelet , conserva la mayoría de los hábitos de cuando estaba en La Moneda.

No tiene asesora de vestuario. Sí se ha preocupado de reciclar los trajes que usaba cuando era Mandataria y los que usó en Nueva York , cuando fue directora de ONU-Mujeres.

El único lujo que tiene, según sus cercanos, es a Olguita, su peluquera, quien por lo general viaja con ella a todos lados.

En materia de alimentación, no come cangrejo ni ninguno de sus derivados. ¿La razón? Es alérgica, por lo que se cuida mucho. De hecho, cuando era Presidenta sus asesores personales se preocupaban de que los menúes, tanto en recepciones chilenas como extranjeras, no tuvieran ese alimento.

No toma café, pero sí té. Prefiere el agua y evita las bebidas , aunque sean light , y las acepta sólo si es invitada. No es regodeona con las comidas. Eso sí, se cuida de no comer fuera de horario. Cuando está en el comando, y a diferencia de sus asesores que frecuentan cafés o locales del sector, ella manda a comprar su almuerzo y come en la oficina.

Claude: Entre un amigo personal trainer y Serrat

El candidato presidencial del partido Humanista, Marcel Claude , no tiene asesor de imagen, ni estilista o maquillador.

Según señalan sus cercanos, si tiene que comprarse ropa va a una tienda. Su estilo es casual, de usar de jeans y polera, y sólo se viste formal para ocasiones muy puntuales como el Tedeum del 18.

No es un asiduo deportista, pero hace gimnasia en su casa a primera hora de la mañana. Tiene un amigo profesor de educación física, quien oficia como su personal trainer .

Sus horarios varían, pero normalmente le dedica entre 12 a 15 horas diarias a la campaña. Sus tiempos libres se los dedica a su pareja, quien también muchas veces viaja con él, y su hija Josefa (23).

Le gustan los vegetales, las legumbres y "algo de carne". Y escucha a Joan Manuel Serrat, Vicentico, Andrés Calamaro y Maná . TV, en cambio, casi no ve.

ME-O: La «batalla» por sentarlo en una silla, galletas... y Violetta

Marco Enríquez-Ominami (candidato del PRO) dice que no tiene asesor de imagen, pero que "todos opinan: Karen, mi mamá, el equipo, y varían todos los días". Las preocupaciones son por su corbata, la camisa o el terno, y en el equipo " hay una discusión ideológica" por su cabello . "¿Corto o largo?, hay muchas miradas sobre el tema", dice.

Pero "la batalla de todos los días", confiesa "es que aprenda a sentarme en una silla. Me aconsejan, aunque yo no lo pida ".

ME-O no tiene peinador, pero dice que gracias a su trabajo en TV tiene "una gran complicidad con gente de ese mundo que me maquillan para las entrevistas y debates".

No importa en qué ciudad esté, tres veces por semana practica kickboxing y tenis .

No tiene horarios, y duerme poco, ya que se levanta a las 6.30 y se acuesta entre 1 y 1 y media de la mañana.

Almuerza a las 16 horas, cuando alcanza, y "siempre algo liviano como ensaladas. Almuerzo como príncipe y luego como igual que oso hormiguero. La revancha es de galletas ".

En su tiempo libre, ve la serie de TV Seinfield, "para relajarme", y documentales. "Karen me tortura con una serie que le gusta a ella. También Violetta con las niñas ".

Las cicletadas de Israel por Pocuro 
 
Tres veces a la semana Ricardo Israel (abanderado del PRI) hace bicicleta por Pocuro , para ejercitarse y "reducir el colesterol". No práctica otro deporte, pero un panorama frecuente es ver fútbol por TV con su hijo y su nieto de 9 años.

No tiene asesor de imagen, ni maquillador, ni vestuarista. Sólo usa trajes y sí sigue los comentarios de su esposa, con quien lleva casado 32 años.

Hace "lo imposible" por cenar en casa para compartir con la familia y usa Skype a diario para hablar con su hija que vive en Estados Unidos . "También con mis hermanos en Chile, y mis padres y uno de mis hermanos que viven exiliados en EE.UU.".

Aunque ve poca TV, se declara viudo de la serie "Los Soprano" y ahora le entusiasma "Homeland ". Escucha tangos, música y Radio Imagina.

Jocelyn-Holt: Dulces de castañas y caminatas nocturnas 
 
Según comentan en su equipo de campaña, el ex diputado DC y actual candidato presidencial independiente, Tomás Jocelyn-Holt , ha bajado bastante de peso desde que comenzó con su candidatura. Por lo mismo, dicen, ha comenzado a usar ropa que no se ponía hace tiempo.

Respecto de su atuendo, el candidato -aseguran sus cercanos- ha tratado de mostrar "un tono austero". Para ello, sin embargo, no ha incurrido en gastos, pues no se compra ropa desde que era diputado . Por lo demás, y a diferencia de muchos de sus contendores, prefiere el "estilo casual" en sus despliegues por comunas y regiones.

También llama la atención el gusto por los dulces que tiene el candidato, en particular por los chocolates y dulces de castaña; y aunque sus cercanos reconocen que tiene poco tiempo para comer, siempre se da un momento para degustar ese tipo de cosas.

Si bien no practica ningún deporte, uno de sus pasatiempos favoritos es caminar de noche entre los metros Tobalaba y Pedro de Valdivia. También prefiere transportarse en micro y evita andar en auto.

Matthei: Sólo sus cosméticos... y "algo dulce" a las 11 
 
Evelyn Matthei es full dieta sana. A sus 60 años, su talla 40 no sale gratis. Desayuna una tostada de pan de molde con quesillo o jamón, almuerza ensaladas con pollo o pescado y en la noche se repite el plato. Pero aunque cuida la línea, tiene un capricho: a eso de las 11 de la mañana, unas 3 horas después de desayunar, le gusta un té con "algo dulce", generalmente brownie o alfajor . De hecho, sus más cercanos reconocen que en su auto siempre hay Super 8 y Negrita , sus placeres culpables.

En cuanto al maquillaje, Matthei también tiene costumbres invariables. Siempre se pinta sola, pero sólo con sus cosméticos: Dior, Chanel y Mac son algunas de las mar cas que van en su bolso personal. Cuando es necesario retocar para alguna grabación o sesión fotográfica, comienza de inmediato a pedir su cosmetiquero: debe estar a mano para cualquier ocasión. También se peina sola.

Respecto del vestuario, prácticamente todo su entorno coincide en que tiene poca ropa, pero sabe combinarla . Conocidos son, además, sus glamorosos zapatos de colores fuertes, como naranja, amarillo o fucsia. Matthei dice que no es fanática de una marca específica y que prefiere comprar tenidas por internet. Aunque, a inicio de su candidatura, algunas tiendas del exclusivo sector de Alonso de Córdova estuvieron dispuestas a prestarle prácticamente toda su colección, a cambio de que ella la utilizara frente a las cámaras.

Roxana Miranda: Diseña su vestido para el debate
 
La propia abanderada del Partido Igualdad, Roxana Miranda , comenta que ha intentado "no cambiar" su imagen desde que se lanzó a la carrera por La Moneda y nunca ha pensado en contratar a alguien que la asesore. "Sería vender mentiras a la gente", dice.

La costura no sólo es su oficio, sino uno de sus pasatiempos predilectos, por lo que gran parte de su ropa es diseñada por ella misma. De hecho, en estos días ha estado preocupada de comprar las telas para confeccionar el vestido que lucirá en el debate que organiza la ANP en Coquimbo . También realiza mosaicos y todo tipo de manualidades.

Asegura que para lucir bien no ha hecho ninguna dieta, pero es fanática de los zapallos italianos y trata de comerlos frecuentemente.

Parisi: X-Box con sus mellizos y « look » a lo Chino Ríos 
 
El independiente Franco Parisi hoy en día tiene pocas actividades fuera de la campaña, salvo una: jugar con sus mellizos de cinco años, con quienes realiza competencias de X-Box. También tiene tiempo para su hijo de ocho meses, su pareja, y los amigos en fines de semana.

En estos meses ha bajado de peso, producto de la campaña y no ha necesitado una dieta para preparar su imagen, porque "come poco por falta de tiempo", explican. Además, es bastante delicado del estómago y " detesta las comidas exóticas o raras, y hace combinaciones como lomo con ensalada. También pide casi siempre jugo de frambuesa y limonada".

Las decisiones sobre su look las toma el candidato y "trata de combinar trajes y tenidas más casuales dependiendo de la ocasión. Él compra su ropa". En la interna de la campaña, una de las imágenes que lo han inspirado es la del ex número 1 del Tenis mundial Marcelo Ríos, "por la actitud que mostraba frente a los partidos. Eso queremos reflejar", señalan en su comando.

Con gustos "sofisticados", prefiere Hugo Boss y su pareja, Mariela García, también lo asesora.

Sfeir: Confecciona sus túnicas y tiene 12 cabras de mascotas
 
Si algo caracteriza al candidato presidencial del Partido Ecologista, Alfredo Sfeir, son las túnicas con las que se viste. Según cuenta, muchas de ellas las ha adquirido con sastres en el extranjero, principalmente en Oriente o Medio Oriente, mientras que otras las diseña él mismo junto a una modista.
El candidato no tiene asesor de imagen. “Su imagen tiene más relación con lo que él es por dentro, repudiamos a quienes se visten según las encuestas o focus, porque hacemos política para desarrollar la conciencia, no para captar incautos”, señalan en su equipo.
Su único lujo es tener a un peluquero, quien lo ayuda con los cuidados que necesita su largo cabello. No usa maquillaje y cuando asiste a los canales de televisión o debates pide que los productos que se le apliquen “sean lo más naturales posible”.

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada

Política

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img