Política
Compartir | | Ampliar Reducir

Alberto Espina: El desafío es "primero alinear todos los votos de la centroderecha"

El senador RN reconoce que, a la luz de las cifras de la CEP de ayer, la Alianza enfrenta "un momento complejo y difícil, porque la candidata de la Concertación tiene mejores resultados". Pero cree que son números que se pueden revertir, porque "ésta es una elección que está abierta".

por:  Mario Contreras D.
viernes, 30 de agosto de 2013
Imagen
Imagen
jQuery Carousel

El senador RN e integrante del comité estratégico de la candidatura presidencial de Evelyn Matthei, Alberto Espina , está inmerso en la preparación de las propuestas de la abanderada para combatir la delincuencia, las que anuncia que serán muy duras y se darán a conocer la próxima semana.

Ayer no se sorprendió del mal resultado de la encuesta CEP. Aquí da sus razones

-Con las cifras de la CEP parece alejarse cada vez más la elección presidencial para la Alianza.

-La elección es absolutamente impredecible.

-¿No son dramáticos los números para su sector?

-No, son peores para la Concertación...

- Pero Michelle Bachelet supera ampliamente a Evelyn Matthei.

-Este estudio no tiene ninguna relevancia, ni validez si se hace cualquier análisis objetivo. La Alianza estaba sin abanderado y la toma de muestras empezó cuando Pablo Longuería aún estaba en carrera. Si bien aborda un tiempo en que Evelyn Matthei era candidata, es evidente que ese periodo es muy inferior al que ha tenido Michelle Bachelet. Era imposible que la ciudadanía percibiera a Evelyn como candidata y era absolutamente imposible que conociera sus propuestas. Esta elección la podemos ganar con mística, unidad y convicción, además de propuestas que vayan al hueso. Vamos a ir de menos a más.

-¿Existe el riesgo de un efecto psicológico en su sector, que, al ver la CEP, dé todo por perdido y no vaya a votar?

-Ese es el riesgo que tiene el voto voluntario. Esta elección tiene complejidades y dificultades, pero está absolutamente abierta. Bachelet hace un año marcaba sobre el 55% en todos los sondeos, y hoy está en el 44%. O sea, ya no hay triunfo en primera vuelta, y en segunda vuelta será un resultado estrecho, probablemente 52% a 48%. Ahí está nuestra oportunidad.

-¿Cómo se puede revertir la imagen de triunfo que proyecta la cifra de 75% de gente que cree que Bachelet va a ganar?

-Eso se logra recorriendo el país para difundir la propuesta, trabajando unidos los partidos, abriendo los márgenes de adhesión de la centroderecha hacia quienes no se sienten interpretados por nuestro sector; y motivando la participación.

Evelyn Matthei es muy bien percibida por la ciudadanía, con atributos muy potentes: su liderazgo, la experiencia y el carácter para conducir al país en momentos difíciles. Además, dice las cosas "pan-pan, vino-vino". Ese lenguaje les gusta a muchos chilenos.

-Sin embargo, aparece como la persona con la más alta evaluación negativa (39%).

-La evaluación negativa es propia de los líderes en el mundo entero... En un líder los rechazos nunca han sido una dificultad para poder ganar una elección presidencial. Evelyn Matthei conquistará a los chilenos y lo hará con un programa audaz. Vamos a dignificar lo público, brindándole a la gente buena atención de salud, de educación, y en delincuencia vamos a tomar el toro por las astas y enfrentar sin ambigüedades la delincuencia dura. Continuaremos el aumento del empleo, pero ahora nuestra meta será con mejores sueldos.

Además, de lo que se trata es que esta elección al final será entre mujeres y la resolverá el voto de las mujeres. No se trata de cambio o continuidad, como lo plantea Bachelet, sino de optar entre volver a tener un gobierno mediocre como el que ella encabezó -creó la mitad de empleos que Piñera, no avanzó nada en salud ni regionalización, muchos menos en delincuencia, y provocó un fuerte estancamiento en la economía chilena- o poner al mando de Chile a una mujer preparada y con liderazgo.

-Tomando en cuenta que las cifras están malas, ¿es el peor momento de la Alianza?

-Es un momento complejo y difícil, porque obviamente tenemos una candidata presidencial de la Concertación que tiene los mejores resultados en las encuestas. Pero esa misma candidata ha ido cayendo sostenidamente en su evaluación ciudadana. Aquí se decía hace unos meses que Bachelet ganaba por paliza en primera vuelta, lo que hoy no se ve en ninguna encuesta. Evelyn Matthei va avanzando progresivamente en su apoyo llevando muy poco tiempo en campaña.

-¿Tiene un poco de responsabilidad la UDI de este momento complejo, por haber cambiado dos veces el candidato presidencial?

-Yo en este momento lo único que no haría sería abrir un flanco de discusión en la Alianza, porque en nuestro sector político la división es duramente castigada y la unidad es muy bien premiada.

-¿Piensa que ustedes tienen que cambiar la estrategia para lograr el primer objetivo de pasar a segunda vuelta?

-No. Nosotros llevamos muy poco tiempo en campaña. No se nos puede pedir que hagamos en menos de un mes, lo que Michelle Bachelet viene programando hace más de dos años. Evelyn Matthei tiene una mezcla que finalmente la hará ganar la elección: la capacidad, formación y liderazgo para conducir al país en momentos difíciles. Como ministra mostró su cercanía con la gente y defendió con fuerza los derechos de los trabajadores.

-Andrés Allamand dijo que no se había avanzado nada en la parte laboral durante este gobierno.

-Eso es un error de Andrés Allamand... lo que él dice no es así.

-A lo mejor aludía a aspectos legislativos.

-Si no se avanzó en algunos aspectos legislativos, obedece al permanente obstáculo que la Concertación pone a todas las iniciativas de gobierno que tiendan a significar para ellos un menoscabo electoral, y han hecho un trabajo con la calculadora en la mano. Por lo tanto esa crítica de Andrés Allamand no es justa.

Nadie puede desconocer que Evelyn Matthei como ministra marcó un perfil claro: generó empleo, fiscalizó que se respetaran los derechos de los trabajadores y no se dejó influir por ningún grupo de poder. Y eso es lo que la gente quiere de un candidato.

"Hay motivos para estar preocupados"

-¿Es verdad que en el comando están preocupados porque Matthei "no ha prendido" en sus salidas a terreno?

-Eso no es cierto. El que dice eso, nunca ha andado con Evelyn en la calle. Ella despierta una adhesión muy fuerte en la ciudadanía... hay un cariño, afecto.

-Hay quienes dicen que en el comité estratégico están hablando de dar un giro en la campaña, y realizar actos masivos con artistas.

-No es así. Yo he estado en todas las reuniones del comité estratégico, y lo que nosotros queremos hoy día es, primero, alinear todos los votos de la centroderecha. Nuestro sector tiene un promedio de votos del 38% o 40% en Chile. Eso significa trabajar con los partidos políticos y con los independientes, dándoles espacio de participación. Logrado eso en la primera vuelta, que va a ser muy estrecha, que va llegar con 30% o 40% cada una de ellas, vamos a ir a una segunda vuelta donde va a ser una elección muy reñida.

Bachelet tiene empatía, pero no ha tenido nunca un liderazgo para enfrentar problemas complejos. Las pruebas están ahí: la crisis de los pingüinos y el terremoto.

-¿Se la jugaría por alguna cifra?

-Jugarse por cifras es un error. Lo que quiero es que la gente nuestra esté preocupada y no relajada. Y yo creo que hay motivos para estar preocupados, porque es evidente que vamos en segundo lugar y la presidencia la gana quien llega en primer lugar.

Hay dos hechos irrefutables: Michelle Bachelet va bajando sostenidamente en las encuestas, y Evelyn Matthei va subiendo. Por lo tanto, tenemos que preocuparnos de seguir subiendo y que eso nos permita en la primera vuelta llegar al piso histórico de la centroderecha que bordea el 38%-40%.

 Binominal: Cada uno responde ante la ciudadanía

-¿Qué le pareció el acuerdo para reforma del binominal?

-Es un buen acuerdo. Un acuerdo significa que todos hacen concesiones. La Concertación quería un sistema con 150 diputados y nosotros queríamos no aumentarlos. Finalmente se acordó que se incrementaran en 14. Esto es porque para los efectos de lograr una mayor proporcionalidad en representación de todos los sectores en el Parlamento, era técnicamente muy difícil sin aumentar diputados.

-¿Qué le parece que la UDI quedara fuera de esto?

-En estos temas uno debe tener liderazgos para saber avanzar, aun cuando no todos lo acompañen en este camino. Cuando planteamos el término de los senadores designados y otras reformas democráticas, fuimos muy criticados. Se nos dijo que queríamos destruir la institucionalidad. Nada de eso pasó, incluso ganamos la elección presidencial una vez que lo hicimos. Por lo tanto, nuestro partido está acostumbrado a tomar decisiones de liderazgo, aunque a veces la UDI, opinión que aceptamos y respetamos, no nos acompañe. Aquí no habrá problemas políticos, cada uno tendrá que responder ante la ciudadanía por sus decisiones.

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada

Política

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img