Política
Compartir | | Ampliar Reducir

Chadwick rechaza acusaciones de comando Bachelet: "Jamás permitiré que se actúe como lo hacía la Concertación"

Ministro del Interior sale al paso de las duras críticas sobre intervencionismo electoral que equipo de la ex Mandataria hizo al gobierno. ¿Longueira o Allamand?: "Voy a votar como militante UDI ... Creo que preguntar por mi voto es innecesario".

por:  Paula Pincheira M.
viernes, 24 de mayo de 2013
Chadwick

Foto Alejandro Balart

Con sorpresa -y un dejo de indignación- recibió esta mañana el ministro del Interior, Andrés Chadwick, las sorpresivas acusaciones sobre intervencionismo electoral que hizo el comando de Michelle Bachelet, en el marco de la visita de la ex Presidenta a la zona de la reconstrucción.

El jefe de gabinete -hoy vicepresidente de le República, en ausencia del Mandatario- asegura que no tiene "la más remota idea" acerca de los antecedentes sobre funcionarios de gobierno que estarían tratando de impedir actividades de la candidata PS-PPD, y menos de que en horarios de trabajo hayan pretendido organizar contramanifestaciones contra ella.

Pero, más allá de este episodio que viene a tensionar el clima electoral gobierno-oposición, Chadwick está satisfecho. Fue una semana buena para La Moneda, dice, luego de la cuenta pública que entregó el Presidente este 21 de mayo, y donde por primera vez en años no hubo interrupciones de los parlamentarios ni de gente en las tribunas.

En esta entrevista, el ministro entra también por primera vez a la crisis que vivió la Alianza tras la bajada de Laurence Golborne como candidato de la UDI y la irrupción de su amigo Pablo Longueira en la escena presidencial.

-¿Qué le parecen las acusaciones que hizo hoy el comando de Bachelet, respecto de intervencionismo electoral por parte de funcionarios públicos? Se anunció incluso que le pedirán una reunión para entregarle estos antecedentes y para que clarifique si es una instrucción impartida desde el gobierno o "falta de liderazgo".

-No tenemos ningún antecedente ni la más remota idea acerca de lo que señalan. Jamás hemos actuado así y como ministro del Interior jamás permitiré que se actúe de la forma que se hacía en el pasado por parte de los gobiernos concertacionistas en las campañas electorales.

Si ellos tienen algo que puedan aportar, por si acaso alguien no hubiese respetado o cumplido las reiteradas instrucciones sobre la materia, me pueden llamar de inmediato y de haber alguna verosimilitud en sus antecedentes, actuaremos con el mayor rigor.

"La UDI requiere de motivaciones, de liderazgos"

-Tras varias semanas del «terremoto» en la UDI, ¿cómo califica lo que pasó con Golborne?

-Fue duro, emocional, política y humanamente. Pero por lo que he podido conversar con los dirigentes, la decisión de la UDI fue dolorosa y necesaria.

-¿Necesaria por qué? ¿Tenía el convencimiento que esa candidatura no prendía?

-Lo que pude observar -y por eso digo necesaria, porque no me gusta no decir lo que pienso- es que la UDI requiere de motivaciones, de liderazgos, de místicas para asumir tareas.

-¿Y Golborne no fue capaz de asumir ese liderazgo ni de provocar esa mística?

-Tengo la impresión de que fue pasando el tiempo y se veía que eso se iba retrasando. Y en la lógica de una primaria, ese es un elemento extraordinariamente importante para efectos de la movilización. ¿Qué es lo principal en una primaria? Tener la capacidad de motivar y movilizar. Y por consiguiente, los partidos, los parlamentarios, los alcaldes, los concejales tienen una relevancia muy grande Ahí se necesita de una motivación profunda, de un liderazgo fuerte que ponga eso en movimiento. Creo que en el caso de Golborne, teniendo todas las condiciones, personales y de sobra, no se dio esa combinación, ese vínculo entre lo que se requería como UDI y la motivación necesaria.

-¿Se equivocó la UDI al escoger a un independiente?

-Yo creo que la UDI actuó de absoluta buena fe y con una muy recta intención en su decisión de apoyar y de proclamar a Laurence y creo que Laurence se entregó por completo.

-¿Hubo mano del gobierno en la caída de Golborne?

-No. Uno siempre escucha que hay mano del gobierno, que el ministro del Interior influyó aquí o allá... Yo me río, tengo años en el cuento.

Salvo una cosa, y soy muy franco en señalarlo: como gobierno sí nos importaba que se desarrollara la primaria presidencial en la Alianza. Y se los dije a todos quienes me preguntaron, que era bueno que hubiese primarias y no lleváramos a dos candidatos a la primera vuelta, que iba a generar una competencia innecesaria, una división muy fuerte.

Yo no puedo ser más amigo de Pablo Longueira, es un compañero de vida. Y tengo una gran amistad con Andrés Allamand. Pero como ministro del Interior voy a garantizar la total neutralidad del gobierno y de sus funcionarios superiores, en términos de que la primaria se desarrolle sin que el gobierno intervenga a favor ni en perjuicio de nadie.

-Usted tenía el corazón dividido entre Golborne y Allamand. ¿Sigue así con Longueira-Allamand?

-Pero si este no es un problema de corazón... Insisto, yo soy ministro del Interior hoy día y debo generar condiciones de máxima garantía y respeto e igualdad en el trato hacia ambos.

Ahora, obviamente que voy a votar en las primarias...

-Como militante disciplinado...

-Voy a votar como militante UDI, como ministro del Interior... creo que preguntar por mi voto es innecesario. Además, nadie tiene dudas al respecto.

-Longueira es un candidato con altas tasas de rechazo.

-No lo sé y no tiene mucho sentido averiguarlo, porque ya todo está enrielado en términos de la primaria. Falta muy poco para que se opte entre Longueira y Allamand.

-¿Tiene el gobierno algún cálculo de cuánta gente podría votar en la primaria de la Alianza?

-No. Sí tenemos un gran desafío: demostrar una significativa cantidad de votos.

-¿Cuántos? ¿400, 500 mil?

-No sé cuántos, pero tiene que ser muy significativa y tiene que generar la imagen y el sentimiento de que la primaria es el primer paso para ganar la presidencial, y no el último. Yo a veces escucho a algunas personas del sector decir «voy a ir a votar a la primaria, pero a la de la Concertación para que Orrego pueda tener más votos y sea menos holgado el triunfo de Bachelet»... Y me quedo mirando y digo «¡pero por favor!» Si lo único importante es que vayan a votar a la primaria de la Coalición. ¿Qué importa si Bachelet tiene tanto más o menos que Orrego? Si lo que importa es el caudal de votación que nosotros vamos a tener, esa es la medición. Por favor, no cometan ese error garrafal.

-¿Qué le parece que su partido, la UDI, no haya hecho primarias parlamentarias?

-Es una ley importante y queremos que pueda ser mayoritariamente usada, pero también la aprobamos con la conciencia de que era voluntaria. A mí me gustaría que la ley pudiese ser utilizada y sé que para eso se requiere mayor tiempo y desarrollo político. Si RN desarrolla primarias, nos parece muy positivo. Ahora, si la UDI quiere no desarrollarlas, que lo asuma y lo diga así. Yo soy de la UDI y puede tener lógica, puede tener historia decir "no queremos tener primarias en esta oportunidad". Es muy respetable.

-El presidente UDI, Patricio Melero, planteaba hace meses que la UDI iba a hacer primarias en varios distritos y circunscripciones.

-Obviamente que hay un cambio en la UDI. Y el presidente del partido tiene legítimo derecho a cambiar de opinión. Se ha producido ni más ni menos que un cambio en la candidatura presidencial con Longueira.

-¿Faltó mayor liderazgo de la mesa de Melero en este proceso?

-Esa es una evaluación que tiene que hacer la UDI.

-¿Le gustó cómo se solucionó Santiago Oriente?

-Fue una decisión dura para la directiva.

-¿Al gobierno le es indiferente que gane José Antonio Kast o Manuel José Ossandón, que es uno de los mayores críticos a La Moneda?

-El gobierno aspira a que tengamos un senador en cada circunscripción y un diputado en cada distrito.

-¿Y Ossandón, senador?

-Cualquiera que sea.

 Piñera 2017: "Es una opción legítima, que apoyaría con entusiasmo"

-Se pensó que el 21 de mayo sólo iba a ser una cuenta de balance y sin embargo hubo harto anuncio...

-El Presidente Piñera por su carácter y formación va a estar gobernando hasta el minuto en que entregue su banda presidencial.

Pero no es sólo lo que planteó en el Mensaje -el kínder obligatorio, el proyecto sobre respeto debido a los carabineros, apoyos a los programas de fertilización, el bono para la maternidad- sino que además los proyectos que vienen, como carretera eléctrica, interconexión del sistema eléctrico norte y sur, modernización de los partidos políticos, plan único de salud, ministerio del Deporte, o subsecretaría de educación superior.

-Si difícilmente se van a concretar, ¿no es crear falsas ilusiones a la gente?

-Vamos a hacer el mayor esfuerzo como gobierno y en nuestra relación con el Congreso para avanzar en los temas. Obviamente que tenemos claro que va a ser muy difícil concluirlos todos. Pero sí creemos que podemos avanzar. Ahora, en aquellos que no podamos concluir, el Presidente quiere igual que podamos debatirlos.

-El bono para incentivar el tercer hijo ha sido criticado. Como padre de una familia numerosa, ¿cree que eso ayuda a resolver el problema de la natalidad en Chile?

-Cuando uno está en un mensaje presidencial y hace un anuncio, no tiene todo el tiempo para poder explicar los alcances. ¿El bono es para que la persona tome la decisión de tener un tercer hijo? ¡Por Dios, no es así! Nadie toma la decisión de tener un tercer hijo en función de recibir un bono de $100 mil... El bono es un reconocimiento, un apoyo a aquellas mujeres que tienen un tercer hijo. Hay un sector mayoritario del país al que nos gustaría un Chile en que nuestra tasa de natalidad no fuera decreciente. Ese es el tema de fondo, y el Presidente lo simboliza en este bono.

- Otro de los anuncios que se ha debatido es establecer como delito los insultos a Carabineros...

-Cuando uno mira las sociedades más desarrolladas, un punto central dentro de su concepto de orden público está en el respeto a las policías. En EE.UU. a nadie se le ocurre desobedecer una orden y menos insultar a un policía. Las policías tienen que tener el respeto que les da la ley en el uso legítimo de la fuerza, pero tienen que tener también el respeto social que les da el hecho de ser autoridad.

-¿No puede haber una explosión de denuncias de carabineros?

-Es que esto tiene que ir sobre la base de una capacitación y profesionalización del actuar de carabineros y va a requerir, de aprobarse la ley, que Carabineros e Investigaciones desarrollen las capacitaciones para hacer el uso debido de esta herramienta. Por otra parte, esto contempla también un proceso judicial, y el carabinero que se sienta ofendido por la actuación o por las palabras de una persona va a tener que ir a un tribunal y el juez va a evaluar las pruebas. Entonces, Carabineros e Investigaciones saben que esto tiene un control interno en sus instituciones y un control externo, y que la verdadera garantía del uso extendido de esta norma es en los tribunales de justicia.

-Decirle a un carabinero "paco de mierda", ¿será delito?

-Depende en qué condiciones y con qué agresividad...

Nosotros estamos trabajando en todos los protocolos que eviten las faltas de respeto o las actuaciones abusivas de carabineros con los ciudadanos. Pero tiene que ser un respeto mutuo... O sea, si un carabinero falta el respeto se expone a que le respondan de la misma forma y ahí obviamente que no se va a producir un delito. Pero no hay para qué insultar un carabinero... aun cuando a uno le saquen un parte y esté picado.

"Timonel PS quedó impactado por la obra del Presidente..."

-El timonel PS, Osvaldo Andrade, dijo que el discurso del Presidente era una señal de que va a ser candidato en 2017.

-Le agradecí al diputado Andrade, porque entiendo que él quedó tan impactado por la obra exhibida por el Presidente el 21 de mayo, que inmediatamente debe haber pensado que el Presidente Piñera es una buena opción presidencial para 2017.

Pero sé que, como el diputado Andrade obviamente no tuvo esa intención, creo que lo que busca es introducir una cuña más vieja que el hilo negro. Quizás por su experiencia con anteriores gobiernos de la Concertación, en que los Presidentes buscaban su reelección más que apoyar a los candidatos que podían sucederlos...

-¿Bachelet dice usted?

-Por ejemplo.

-Y a usted, ¿le gustaría ver a Piñera candidato en 2017?

-¿Es una opción legítima? Sí ¿Es una opción probable o no probable? Falta demasiado tiempo para pronunciarse. No hay nada peor que adelantarse y no sólo está el hecho de cuáles van a ser las condiciones políticas del país en cuatro años más, sino que además está la voluntad del propio Presidente Piñera, y de nuestro conglomerado.

Ahora, dejando muy claro que obviamente es una posibilidad legítima que se podría dar.

-¿Y Ud. lo apoyaría?

-No tiene mucha gracia decirlo como ministro del Interior (ríe). Si se dan las condiciones, sí, lo apoyaría con entusiasmo...

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada

Política

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img