Política
Compartir | | Ampliar Reducir

Las complicaciones de Teillier para comprometer el ingreso del PC a un futuro gobierno

Un fuerte debate con el sector más duro del partido ha debido enfrentar el timonel de la tienda, quien incluso pidió tiempo al PS y a la DC para dar una respuesta concreta respecto a si existe una posibilidad real de que se incorporen a un eventual gobierno de Michelle Bachelet.  

por:  Paula Canales G. y Claudio Salinas M.
viernes, 05 de abril de 2013

Aunque pocos días después de que Michelle Bachelet aterrizara en Chile a fines de marzo, el Partido Comunista le hizo llegar una invitación para que se reuniera con la tienda de izquierda en calidad de candidata, la ex Mandataria aún no responde a la misiva.

Y es que, pese a que la decisión del PC es juntarse con todos los postulantes a La Moneda para tomar una resolución respecto a si se plegará a una candidatura específica, la figura de Bachelet y lo que tenga que decir sobre el futuro gobierno es crucial para los comunistas: De sus compromisos dependerá en buena parte si el PC da el paso para conformar un gobierno con la Concertación, histórico rival con el que ha tenido duros enfrentamientos los últimos 20 años.

Dado que Bachelet es quien tiene las mayores posibilidades de ganar las primarias de la oposición del 30 de junio, los comunistas siguen con mucha atención los pasos y discursos de la ex directora de ONU Mujeres.

Sin embargo, hoy el PC vive la disyuntiva de mantener la línea de un partido de izquierda que está en la calle, al lado de los trabajadores y movimientos sociales que cuestionan las "malas prácticas" del establishment concertacionista; o sumarse "pragmáticamente" a un eventual gobierno de Bachelet, sin que los cambios estructurales que exigen estén plenamente garantizados durante su nueva administración.

"Credibilidad versus pragmatismo"

Para el próximo 20 y 21 de abril quedó fijado el pleno del Comité Central, donde sus miembros deberán tomar una decisión sobre el tema presidencial. Sin embargo, en los pasillos del PC el debate cada día toma más fuerza, especialmente porque su presidente, el diputado Guillermo Teillier, ha tenido que enfrentar las críticas del sector más duro de la tienda, representado particularmente por los jóvenes y el estamento sindical, que no le creen a la Concertación y estiman que hoy es mejor dar un paso al costado y no asumir responsabilidades en un futuro gobierno de la líder PS.

Teillier, quien al interior de la tienda de izquierda encabeza el sector más pragmático y que se ha jugado por la incorporación del partido a un futuro gobierno, ha tenido que escuchar los argumentos esgrimidos por los detractores que se oponen a su tesis.

"Hay sectores más entreguistas que otros", comenta un dirigente del PC, quien admite que el partido atraviesa por un delicado momento.

En una postura crítica está el presidente de la Confederación de los Trabajadores del Cobre (CTC), Cristián Cuevas, quien hoy concentra la atención de la cúpula del PC como uno de los consejeros con más ascendiente sobre la ex dirigenta estudiantil y hoy precandidata a diputada, Camila Vallejo.

Cuevas es uno de los dirigentes que no cree que la Concertación esté cien por ciento comprometida con los cambios estructurales que promueve su partido. "No veo que se vayan a producir avances significativos, no veo esa posibilidad cierta en el futuro", aseveró.

Asimismo, el dirigente sindical remarcó que los partidos del conglomerado no tienen por qué condicionar el ingreso del PC a un eventual gobierno. "Nosotros no tenemos por qué estar supeditados a un nuevo gobierno. Yo no voy abandonar la calle, aunque esté en el Parlamento", dijo.

Cuestión de piel

Un miembro del Comité Central admite que, aunque la mayoría de la colectividad hoy se inclina por aprobar el ingreso del PC a un nuevo pacto con los partidos de la Concertación, existe un "rechazo" al conglomerado, por lo que participar en un eventual gobierno de Bachelet resulta un paso doloroso.

De ahí que hace algunas semanas, Camila Vallejo afirmara: "Me duele un poco el estómago hacer alianza con sectores DC".

Por esos días y debido a las declaraciones de Vallejo, las mesas DC y PS le hicieron ver a Teillier la inconveniencia de que una importante figura del PC saliera a cuestionar un posible partido aliado. Quienes conocieron la conversación, afirman que el timonel PC les confidenció que tenía un problema interno y pidió tiempo para entregar una respuesta concreta sobre si existe una posibilidad real de que se incorporen a un eventual gobierno de Bachelet.

Consultada sobre el debate interno del PC, la abogada Julia Urquieta, miembro del Comité Central y asesora de Teillier, reconoce que el proceso no ha sido fácil para el partido, pero precisa que por ello es de vital importancia que la oposición concentre sus esfuerzos en alcanzar un acuerdo en torno a un programa común.

Pero, Urquieta admite que el PC "mantuvo una postura crítica a la Concertación y la sigue manteniendo".

Para el ex diputado Jorge Insunza, miembro del Comité Central y figura histórica del PC, al interior de su partido existen determinados matices. "Son sensibilidades que se expresan", señala. Pero advierte que su tienda no puede perder la oportunidad de lograr hoy una convergencia política con la Concertación.

Mensaje a los duros

En este ambiente en que un sector importante del PC sigue pensando que en los últimos 20 años lo único que hizo la Concertación fue administrar el modelo heredado de Augusto Pinochet, Teillier se vio en la obligación de enviar un mensaje a sus bases.

De ahí que aprovechara la coyuntura de una entrevista que concedió y que tenía un carácter más personal para reivindicar la línea histórica del partido y el uso de las armas durante el régimen militar, señalando que él había autorizado el atentado contra Pinochet.

Un parlamentario dice que el legislador necesitaba hacer un gesto al sector que ve con malos ojos la negociación que está llevando adelante con la Concertación en torno a la plantilla parlamentaria, pero también sobre la conformación de un posible gobierno conjunto.

En esa línea, las mismas fuentes aseguran que el timonel comunista necesitaba decir públicamente que el PC está orgulloso de su historia y de la acción armada que desarrolló en el pasado para derrotar a Pinochet. Pero más importante aún, debía dejar en claro a sus detractores internos que la política que está llevando adelante no representa una "ruptura" con la línea partidaria, porque está convencido que la elección parlamentaria es parte de la "lucha" social que tiene como eje central el partido.

Sobre el punto, Insunza dice que el PC asume su historia sin complejos. "Estamos verdaderamente orgullosos del desarrollo de las acciones armadas que contribuyeron a derrotar a la dictadura", acotó.

Con todo, en privado la cúpula de la tienda comunista dice que, a diferencia del año 2005, el partido está más allanado a un apoyo a Bachelet.

En ese sentido, recuerdan que en la campaña pasada existía una mayor reticencia a respaldar a la carta PS y por ello incluso antes de apoyarla le pidieron que suscribiera un documento donde se comprometía a sacar adelante puntos como un nuevo código del Trabajo y el cambio al sistema binominal, que resultan primordiales para la colectividad.

En el círculo cercano a Teillier hacen notar además que están en mejor pie para negociar con los partidos de la Concertación, porque cuentan con tres diputados que tienen asegurada su reelección.

En esta condición es que el timonel PC ha defendido con energía la candidatura a diputada de Vallejo en las reuniones con la comisión parlamentaria de la oposición. Para el partido de izquierda, la postulación de la ex dirigenta estudiantil es una prioridad, porque -según afirman al interior del PC- la real aspiración es aumentar a cuatro la bancada de diputados, hoy con tres integrantes.

 Velasco: "No voy a gobernar con el PC"

La situación del PC en un evental gobierno de la oposición es "un tema" en el sector. Tanto así que esta mañana Andrés Velasco, candidato independiente, separó aguas: "Me puedo juntar con el Partido Comunista, pero no voy a gobernar con ellos. Quiero ser muy transparente en este tema: Una alianza de gobierno debe basarse en valores y principios compartidos. A diferencia del PC, yo creo en la democracia para todos los países y en todo momento".

Pese a su sesgo más crítico, la generación dorada de la "Jota" se subordina a la política del partido

"Yo la verdad es que soy bien crítica de ese hecho, no lo comprendo (...) creo que es algo que hay que revisar ", dijo Karol Cariola, al hacerle presente que el PC está vinculado a la Universidad Arcis y consultarle si esta casa de estudios "lucra".

La afirmación de la secretaria general de las Juventudes Comunistas, en reciente entrevista a un medio electrónico, testimonia la soltura e irreverencia con que la nueva camada juvenil del PC se relaciona con el partido.

Ello también tiene un correlato en la línea política, porque en la "Jota" predomina una visión más crítica de la estrategia de acercamiento a la Concertación. Ello no se basa sólo en razones ideológicas, sino que concretas, porque eso le ha significado perder prestigio en el movimiento estudiantil, con las consiguientes derrotas en federaciones emblemáticas, a manos de la izquierda autónoma.

Sin embargo, el partido quiere capitalizar la visibilidad y el protagonismo mediático que han logrado los ex dirigentes universitarios que forman parte de la "generación dorada" de las JJ.CC., como Camila Vallejo, Karol Cariola y Camilo Ballesteros, para postularlos al Parlamento, y por esa vía contribuir a la plena reinserción del PC en el sistema político.

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales

Política

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img