Política
Compartir | | Ampliar Reducir

Oliva, el empresario DC de la educación: Proyecto contra el lucro "sería muy difícil de implementar"

El dirigente asegura que la iniciativa que se aprobó hoy tiene importantes vacíos, pero plantea que es bueno zanjar de una vez por todas el tema. A su juicio, el principal factor de la calidad de la educación es la "gestión".  

por:  Claudia Valle, La Segunda
miércoles, 31 de agosto de 2011

Foto CESAR SILVA

Fue candidato a diputado por Puente Alto, dos veces vicepresidente DC y ahora consejero nacional. Pero a diferencia de la mayoría de los militantes de su partido, Walter Oliva defiende el lucro en la educación. Con su madre, Aurelia Munizaga, tiene la sociedad educacional «Crecemos», con 41 años de antigüedad, que cuenta con ocho colegios particulares subvencionados en Santiago. "El tema no es el lucro sino la gestión", asegura.

-¿Es partidario del lucro en la educación?

-El lucro entendido como una ganancia ilegítima o que no es consecuencia de la entrega de un servicio de calidad o con estándares óptimos de calidad en la educación, en ese sentido no estoy de acuerdo. Pero si hay colegios, como los nuestros, que están funcionando bien, que tienen un compromiso con la calidad, buenos resultados en el SIMCE y buenos porcentajes de ingreso a la universidad, me parece legítimo que obtengan una utilidad por esa gestión.

Y también hay qué discutir sobre quién va a ser el dueño o el sostenedor de este colegio. Nada asegura que se respete la no existencia del lucro. Estamos llenos de instituciones en la educación superior sin fines de lucro, y todos saben que lucran. Tenemos que transparentar eso. Abrir las puertas, estar dispuestos al debate y mostrar resultados.

Si demostramos que somos instituciones serias, con mirada de largo plazo y la preferencia de los padres, se entenderá la importancia de estos colegios.

-En su partido, la mayoría es contraria al lucro en la educación...

-Es una situación muy incómoda. Nosotros somos una sociedad que tiene 41 años en el sector, tenemos el orgullo de decir que lo hemos hecho bien y lo muestran nuestros resultados. Tenemos un buen cuerpo de profesores y un buen cuerpo directivo. Lo lógico sería que te consultaran, pero hay mucha gente que quiere prescindir de la opinión de uno.

-Algunos plantean que el lucro en la educación es uno de los factores de la mala calidad...

-Hay estudios para todo. Sí puedo asegurar que nosotros tenemos casos muy exitosos de escuelas con fines de lucro y sin fines de lucro, de colegios municipales que lo hacen bien y de otros que lo hacen mal. El tema del lucro no es lo que más incide, deberíamos preocuparnos mucho más de la gestión de esos colegios y por qué existen colegios exitosos con fines de lucro, sin fines de lucro y municipalizados.

"No dejaré de ser DC por una ley"

-Hoy se votó en la comisión de Educación del Senado un proyecto que prohíbe el lucro en todos los niveles. ¿Qué le parece la iniciativa?

-Quiero entender que es un proyecto que busca generar un debate sobre el lucro en la educación, eso puede ser un aporte. Pero creo que le faltan muchas aristas que explorar. Si se aprueba tal como está sería muy difícil de implementar, porque no tiene considerados temas de la transición del sistema, se salta aspectos legales. Dice que hay que transformarse en institución sin fines de lucro y eso significa cerrar o rescindir contratos e indemnizaciones, pero al respecto no plantea nada. Tiene un montón de trabas de las cuales no se hace cargo que tienen que estar especificadas y que entiendo que van a ser implementadas en la discusión del Congreso. Tal cual como esta redactado, es difícil que se pueda implementar bien.

-¿En qué posición queda si la DC apoya el proyecto como está?

-El sector de los colegios particulares subvencionados queda en bastante mal pie, porque no tiene considerado cómo se implementará, no tiene plazos y, como decía, no habla de cómo se hará la transición. Además, los profesores quedan en el aire. Lo más complejo es que los que nos enorgullecemos de tener buenos colegios, no podríamos trabajar en ellos y no podrían seguir operando.

-En medio de este debate, ¿no ha pensado en renunciar a su partido?

-No. Me lo han preguntado bastante. Yo soy DC desde que tengo uso de razón y no lo voy a dejar de ser por una ley o por lo que pueda pasar en esta coyuntura. Me la voy a jugar porque hagamos un mejor proyecto.

-¿Pero se ha sentido como la «oveja negra» DC?

-Por supuesto, si a nadie le gusta ser el patito feo de la fiesta. Muchas veces en las reuniones del Consejo Nacional me gustaría decir cosas, incluso algunas de las que podría arrepentirme después.

-¿No hay oportunismo en la Concertación al impulsar hoy el fin del lucro?

-El movimiento estudiantil ha hecho del lucro un tema relevante. Antes era una discusión subyacente y cada vez que aparecía se le echaba tierra. Llegó la hora de que de una vez por todas enfrentemos esta discusión. Esta es una oportunidad para zanjar el tema y tener un gran pacto de la educación para los próximos cincuenta años.

Seguir echándole tierra a los problemas y hacer que no existen no le ha servido a nadie. En este sector todos los años se legisla algo nuevo, entonces los sostenedores están preocupados de cómo les va a afectar la ley, cuando deberíamos estar preocupados de los niños, de su rendimiento, etc.

-¿Apoya la idea de que no se permitan más colegios subvencionados?

-Hoy hay libertad para poner un colegio en cualquier lugar. Y en un país donde la tasa de natalidad va disminuyendo es un despropósito que nosotros permitamos que un colegio se instale en cualquier parte. Es razonable una regulación que vele porque exista un equilibrio en la creación de nuevos colegios.

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada

Política

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img