Nacional
Compartir | | Ampliar Reducir

Llegó el verano: Clínicas ofrecen "combos" y descuentos de hasta 50% en cirugías plásticas y contra la obesidad

Hoy es posible, por ejemplo, realizarse en una sola operación un aumento de mamas y abdominoplastía. Y a precio rebajado.

por:  Por Oriana Fernández
viernes, 02 de diciembre de 2011
Imagen
Imagen
jQuery Carousel

Lo que hace años habría sido impensado, este verano se hizo realidad en nuestro país.

Clínicas de reconocido prestigio ofreciendo rebajas por cirugías plásticas y del tipo bypass gástrico, para impulsar que las mujeres se pongan a tono con el verano y las prendas ligeras.

Ni hablar de aquellos tiempos en que realizarse una de estas intervenciones era carísimo, o derechamente un tema que nadie conversaba en alta voz.

Uno de los centros que destacan en las ofertas es la Clínica Las Condes, que desde este mes promociona cinco "paquetes" de cirugías estéticas.

Estos son: dos horas de liposucción ($ 2,9 millones); mamoplastía de reducción ($ 3,8 millones); abdominoplastía y una hora de liposucción ($ 4,8 millones); mamoplastía de aumento del busto ($3 millones) y la rinoplastía (2,8 millones).

Como se trata de paquetes, las tarifas incluyen las consultas y exámenes previos, la cirugía y los controles posteriores.

Marta Inostroza, jefa de cirugía plástica del establecimiento, cuenta que "cada día llegan desde jóvenes de 17 años hasta mujeres más adultas a consultar por mamoplastías, que es la cirugía más requerida acá. Este período es clave porque vienen las vacaciones y ellas quieren verse muy bien", dice.

De hecho, en este recinto el 50% de las operaciones corresponde a cambios en el busto. Mientras, los hombres prefieren someterse a liposucciones, especialmente en la cintura, con el objetivo de verse más delgados.

La Alemana va por "un precio conocido"

Otro de los centros de salud privados que ofrece variedad de operaciones "estéticas" es la Clínica Alemana. Por ejemplo, una liposucción cuesta $1,8 millones.

Y este año por primera vez incorporaron como novedad las combinaciones de operaciones para mejorar el resultado. Por ejemplo, una abdominoplastía sumada a un aumento mamario vale $ 5.960.000. En esa línea, este centro también tiene entre sus prestaciones la reconstrucción del busto y la liposucción a un valor de $ 4.730.000.

El jefe de cirugía plástica de la Alemana, Patricio Léniz, explica que "nuestra idea es tener un precio conocido por los pacientes a la hora de decidir. Sabemos que existe un gran interés por este tipo de intervenciones durante el verano y especialmente entre las mujeres después del embarazo".

Pero advierte que "no se trata de que cualquiera llegue y quiera hacerse una liposucción, por ejemplo. Hay contraindicaciones como evitar que se hagan estas operaciones personas con alternaciones en la alimentación o bien trastornos sicológicos".

El experto señala que la campaña para someterse a dos intervenciones (por ejemplo liposucción y operación al busto) permite que el paciente reduzca su talla y, a la vez modele una parte importante de su cuerpo sin tener que ingresar dos veces a pabellón.

Operaciones combinadas

La modalidad de "cirugías combinadas" también fue adoptada por la Clínica Terré, según señala su página web. En este caso, cinco intervenciones que incluyen una segunda operación a "costo cero". Entre las que figuran en su catálogo de promociones están la cirugía de mamas con implantes y la abdominoplastía (en ambos casos se "regala" una lipoescultura en la cintura).

Otro de los packs son lipoescultura más lipoimplante (colocación de grasa de la misma persona en una zona para mejorarla o abultarla); la cirugía de párpados que lleva de promoción la colocación de plasma rico en plaquetas en el rostro y el lifting de cara que incluye fotorrejuvenecimiento de cara o manos.

Rebaja de peso

La Clínica Cordillera lanzó esta semana, también con miras a un verano sin rollos, una campaña especial con descuentos por operaciones para bajar el peso en forma drástica. Así, se ofrece entre un 10% y un 50% de rebaja respecto al costo normal en la operación de bypass gástrico (el precio de lista es de $ 4,1 millones), cirugía bariátrica de balón ($ 1,8 millones normalmente), manga ($ 4,5 millones antes de descuento) y banda gástrica.

Los packs promocionales contemplan la intervención y un tratamiento con sicólogo para enfrentar el nuevo estado.

El cirujano digestivo de la clínica, Hugo Díaz, explica que las cirugías no son sólo para mórbidos, sino que también "para pacientes que tienen obesidad y enfermedades asociadas a esa condición como diabetes o hipertensión", males que tienden a desaparecer con la baja de peso tras la operación.

Y señala que éste es un excelente período para operarse, ya que en verano es más factible alimentarse más sanamente y ejercitarse, lo que ayuda en este tipo de intervenciones.

Pero, además, "todos quieren estar lindos para poder ir a la playa en los próximos meses".

 Terapia de belleza con células madre

Y como no sólo de cirugías vive la mujer (o el hombre), otra novedad en tratamientos es el sistema "transtem" o transferencia de células madre a diversas partes del cuerpo con el objetivo de regenerar la piel.

Es lo que ofrece el centro Vitaclinic, cuyo director, Víctor Hugo Correa, explica que la técnica consiste en extraer las células del tejido graso y luego llevarlas a sectores del rostro, cuello o cuerpo.

Además, se ofrece el servicio de preservación de este material, enviándolo a un banco externo de células para almacenarlo y así ocuparlo cuando sea necesario. La mantención cuesta entre $50 mil y $ 100 mil por año.

¿En qué fijarse antes de una operación?

La Sociedad Chilena de Cirugía Plástica ve con buenos ojos que haya una mayor oferta de este tipo de operaciones, pero advierte que el paciente debe informarse respecto a los alcances de las mismas. La idea es que los interesados no crean que una intervención es sólo un "servicio más", sino que está en juego la salud.

Claudio Thomas, médico y representante de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica y de la Confederación Internacional de Sociedades de esta rama, entrega algunos consejos:

L Exija ser evaluado por un cirujano plástico, no por un médico general ni por enfermeras: "En algunos centros de salud los que hacen la evaluación no tienen la especialidad y eso no puede ser. La idea es que la persona no se atienda con una enfermera, una asistente o un médico general, porque la experiencia la tiene el especialista. Esa debe ser una exigencia del paciente".

Y detalla que la entrevista con el médico debe tomar entre 30 y 40 minutos: "Incluye una conversación completa y revisión física. Esto no es solo responder un cuestionario de por qué quiere operarse".

L Hay queleer la "letra chica" del contrato y preguntar si tiene dudas : antes de decidir operarse, se aconseja que la persona lea atentamente los detalles del contrato y haga todas las preguntas necesarias en la clínica. "Debe saber si el paquete contempla uno o varios días cama, la consulta previa y la fase postoperatoria", porque el objetivo es que la persona no se sorprenda cuando le pasan la cuenta final con algún ítem que no estaba contemplado.

L El interesado debe someterse a exámenes y eso toma un tiempo. Incluso, "hay que considerar que los tests pueden determinar que la persona realmente no debe someterse a una operación porque su condición física no es la adecuada".

L Pregunte si la cirugía contempla atención en caso de complicaciones y que le detallen si esto está incluido en la cuenta final de la clínica. Algunos centros contemplan la estabilización e incluso la atención meses después de la operación.

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada

Nacional

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img