Política
Compartir | | Ampliar Reducir

Senador Alejandro Navarro: "Parece que soy yeta"

El parlamentario dice que ha tenido 41 oficios durante su vida y que mantiene su aspiración de ser Presidente de la República.  

por:  Óscar Delbene P.
sábado, 24 de enero de 2015

Foto RICARDO ABARCA

Dice haber tenido 41 oficios. Desde acarreador de burros hasta senador de la República, asegura. Y ahora Alejandro Navarro quiere incluir un "oficio" -como él lo califica- número 42: el de Presidente de la República.

Aunque su carrera ha sido en ascenso, el polémico parlamentario por Concepción señala que en su vida "plagada de incidentes" -una pelea con Carabineros, su accidente en una moto de nieve-, los episodios son más bien cercanos a la mala suerte. "Parece que soy 'yeta'", confiesa sin temor a la vergüenza.

"Durante toda mi juventud estudié y trabajé. El descanso se traducía más bien en cambiar de actividad, cambiar de ambiente. Así es que generalmente en las vacaciones debo hacer algo. Me aburro ligerito. Al segundo o tercer día ya me las ingenio para encontrar qué hacer. Siempre habrá algún problema que resolver, un poderoso que enfrentar", dice.

- ¿Y qué otras actividades realiza?

-El otro día con mi hija mayor hacíamos un recuento de los oficios que he desempeñado en mi vida y llegamos a 41. De los más variados, de los más diversos, de los más floridos y algunos serios y de alta responsabilidad.

-¿Y cuál es el más extraño?

-A los seis años, con don Manuel conducía su carreta con burro vendiendo flores. Él nos pagaba con una cesta de verduras y yo le ayudaba a mover la carreta con flores cada diez metros.

También trabajé como joyero, hice varias argollas de matrimonio a mis amigos cuando se casaron... Pero parece que soy "yeta" porque algunas de esas parejas no terminaron bien. Así que cesé de hacer las argollas.

-¿Y cuál va ser el oficio 42?

-Me encantaría ser Presidente de la República. Miente el senador que dice que no le gustaría ser Presidente de Chile. Todos los diputados quieren ser senadores y todos los senadores quieren ser presidentes. Hay una legítima aspiración que no veo por qué esconder o disfrazar.

-En el último año le ha tocado compartir en el Senado con Jacqueline van Rysselberghe , con quien ha protagonizado públicos desencuentros. ¿Ha discutido últimamente con ella ?

-Me toca, obligadamente, compartir con ella cuando asiste a la comisión de Pesca. Siempre que va le recuerdo su condición de médico psiquiatra, que da cuenta de lo múltiple que son las comisiones.

-¿Son discrepancias sólo políticas?

-Es un choque de carácter. Tiene un carácter distinto, expresado muchas veces en la universidad, aunque ella nunca fue dirigenta electa. Lideraba un grupo muy pequeño en ese tiempo, el movimiento Enrique Molina, que era un movimiento que trataba de parar las tomas y los paros, y nosotros tratábamos de armar los paros y las tomas. Desde aquella época hemos estado en trincheras distintas.

"Plagado de incidentes"


-¿Por qué se enojó esta semana en la reunión de presidentes de partido en que se exploró un acuerdo con la oposición sobre financiamiento de la política?

-Concurrí para establecer que esa iniciativa no era de la Nueva Mayoría y no hay ningún espacio para un salvavidas para la UDI en medio del temporal de Penta.

-Usted ha estado en varias polémicas, como su incidente con Carabineros.

-Yo creo que la vida está plagada de incidentes; me expulsaron dos veces de la universidad, me suspendieron otras tres veces y aquí estamos. Lo del incidente con Carabineros siempre va ser lamentable. Como senador puedes cometer errores.

-¿Y la moto de nieve? Usted reclamó por el dictamen de la ACHS, que desestimó que fuese accidente laboral.

-Yo tomé esa decisión total y absolutamente consciente. Tenía dos seguros de accidentes, uno del Senado y otro personal. Estando en Fonasa no tuvimos que pagar ni un solo peso. Todo lo cubrieron los seguros y el diferencial, Fonasa. Eso pareció un intento de defraudar al sistema cuando era exactamente lo contrario.

-¿Cómo sintió el bullying de las redes sociales en ese momento?

-Aquellos que no me quieren y son hartos, nunca van a votar por mí y siempre van a pensar lo peor. Aquellos que me quieren, que son hartos también, siempre van a votar por mí y van a pensar bien. El tema de la moto fue más bien un pretexto para aquellos que me critican. Dijeron que lo que hice fue abusar del sistema cuando lo que hice fue que el sistema no abusara de Fonasa y que pagara el accidente la mutual. Lo que sucede es que como tengo poco de cuico, parece extraña, atractiva y pintoresca la figura de Navarro en una moto de nieve.

-¿Sigue haciendo los "Navarrines", figuras suyas que repartió en campaña?

-Tengo una provisión de Navarrines, que van saliendo en su justa medida. Además a los niños les encantan. Algunos creen que es el Navarro de verdad.

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada

Política

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img