Cultura/Espectáculos
Compartir | | Ampliar Reducir

El Barrio Italia despliega su oferta

En la década del 70, los anticuarios vieron un potencial en el sector y lo hicieron suyo. Años después, las tiendas de diseño, los talleres artísticos y restaurantes dieron el toque final.  

por:  Ana Rosa Romo R.
sábado, 30 de agosto de 2014

1) Caleta Condell. 2) Hermanas Trujillo. 3) La Ibérica 4) Restaurante Lusitano. 5) Le Suquet Café.


No hay duda de que la gastronomía es lo que mayor auge le ha otorgado al barrio. A pesar de la gran movilidad -porque los restaurantes rotan con gran rapidez-, en Avenida Italia y sus calles aledañas se mantiene siempre una oferta muy variada. Aquí, una selección de los locales que renuevan el sector.

Cocinar con amor


Caleta Condell (Condell 1052) . "Siempre me he preocupado de cocinar con amor, y trato de traspasar esos sentimientos a los más jóvenes y compartirlos con mis colegas. Me declaro un enamorado de la cocina tradicional chilena, disfruto con las comidas simples, pero cargadas de cariño y enjundia, esto me apasiona", señala con mucho entusiasmo Juan Manuel Ramírez, socio fundador y chef ejecutivo de este local que abrió las puertas este año.

Explica que eligieron este barrio porque es un sector emergente "el estilo de sus casas, las antigüedades, los restauradores, más las nuevas edificaciones le dan un atractivo turístico y comercial importante", asegura Ramírez.

La carta ofrece preparaciones tradicionales de pescados, mariscos y caldos. Además de un menú a la hora de almuerzo, de martes a viernes.

Lo más solicitado: Machas a la parmesana (12 unid $6.990), empanadas fritas de La Caleta (con camarón, tomate, queso de cabra y merkén, dos unidades, $3.500), curanto en olla de greda ($12.500 para dos personas)

De martes a sábado, de 12:30 a 16:00 y de 20:00 a 23:30 horas. Domingos, de 13:00 a 16:00 horas. Capacidad: 70 personas en salones y terrazas exterior e interior.

Sólo fines de semana


Hermanas de Trujillo (Av. Italia 1206). Los chefs peruanos Daisy Sáenz e Iván Barreto, que llevan en Chile más de 30 años, se instalaron aquí hace tres, y tienen una gran particularidad: sólo atienden sábados y domingos. "Lo verdaderamente diferente es que todo se hace como si fuera para mi casa, para atender a mis hijos o a mis amigos, y en esos dos días podemos atender hasta 400 personas", señala Iván.

Reconoce que el barrio viene creciendo hace años, pero cree que aún "tiene un público permanente sólo en fin de semana"

Su estilo no podía ser otro: Comida tradicional peruana. "Bien hecha", acota Daisy.

Ambos chefs recomiendan: Empanadas en masa de hoja ($1.250), lasaña de lomo saltado y ají de gallina ( $5.900), cebiche ($ 6.500), tártaro de pulpo y camarón ($7.450), pulpo al olivo ($7.450), arroz chaufa de camarones ($ 5.900), sándwich de mechada con cebolla acaramelada y queso azul ($5.400) y sopa de cebolla ($ 2.900).

Sábado y domingo, de 11:00 a 20:00 horas. Capacidad: 25 personas.

Gastrobar español


La Ibérica (Av. Italia 0462) . Fernando Rojas es español, tiene esposa chilena y vivieron 8 años en Barcelona. Volvieron en 2012, y el año pasado, este chef egresado de la escuela Bell Art de Barcelona, decidió instalar su negocio. "Se presentó la oportunidad de instalarme en la mejor esquina del barrio Italia, que está en alza y tiene buenas perspectivas a corto plazo", dice.

"Este es un gastrobar, como se podría encontrar en las calles de Madrid o Barcelona, con el ambiente típico español", afirma Rojas.

Además, algunos días tienen show flamenco o "uno de nuestros cliente se arranca a cantar una Sevillana o una rumba", señala.

Los sábados y domingos preparan la paella a vista del cliente y es cuando hay más demanda.

Toda la carta es cocina tradicional española con preparaciones de distintas regiones de ese país, creadas por el dueño junto a Jordi Mera, su compatriota, colega y compañero de estudios.

Los platos preferidos del público: Arroz negro ($7.000), Solomillo se cerdo con salsa de champiñones ($7.500), pulpo a la gallega ($7.500) y paella típica valenciana ($6.500).

De martes a jueves, de 11:00 a 23:00; viernes y sábado, de 11:00 a 02:00 y domingos, de 11:00 a 18:00 horas. Capacidad: 50 personas.

Cliente = amigo


Lusitano (Condell 1414). "Cliente = amigo", declara su dueño, Ignacio Saavedra Contreras, administrador hotelero. "Somos románticos, entendemos que es un negocio, pero le ponemos sangre a lo que hacemos", agrega y cuenta de sus 18 años de experiencia en el rubro.

Este local abrió sus puertas el año pasado. "Siempre tuve la idea de generar un espacio de encuentro que se hiciera agradable, acogedor y que fuera correcto en todos sus aspectos como ambientación, música, baños, servicio, comida y bar".

Define su local como "un restaurante joven. Un lugar tanto para disfrutar de la alegría como para reflexionar de la pena".

La gastronomía que ofrece es mediterránea de autor, inspirada principalmente en la cocina portuguesa, donde destaca el costillar de cerdo a lo lusitano 500 grs. (miel, páprika, mostaza, ajo y pasta de tomate, $7.900), Praia Dona Ana (mozzarella de búfala, prosciutto, tomate cherry, pesto albahaca, aceituna y tostones, $6.900) y mesa de carne (entraña, costillar, butifarra, pollo y papas al ajillo, $11.900). Además, cuenta con un almacén en que se venden productos gastronómicos alemanes, franceses, italianos, brasileños, ingleses y nacionales. Ofrece mariscos, pescados, pastas, salsas, condimentos, entre otros.

De martes a sábado, de 10:00 a 02:00; domingos y lunes de 10:00 a 19:00 horas. Capacidad: 93 personas.

Sabor venezolano


Le Suquet Café (Santa Isabel 0438) . "El 100% de las personas que integran nuestro staff de cocina son venezolanos, lo que garantiza que el cliente se va a trasladar a nuestro bello país a través de los olores y sabores que degustará", dice con gran convicción su dueño Juan Carlos Hernández, quien trabaja con su mujer, Eva Gabriela Mendoza.

Iniciaron el negocio en 2012 bajo el concepto de cafetería gourmet, pero debido a la demanda se transformó a restaurante.

"Tenemos una carta sencilla y concreta, con los platos más emblemáticos de la gastronomía venezolana, y hemos agregado algunas tablas de entrada, ensaladas, pizzas y sándwiches", explica Hernández.

Los más típico que ofrecen son las arepas (pan hecho con harina de maíz precocida, horneadas, y que se pueden rellenar con queso, huevos revueltos, pollo salteado, carne mechada y porotos con queso, entre muchos ingredientes). Se venden dos por plato, si son del mismo relleno valen $3.750; las mixtas, $4.250.

Otras especialidades: Solomo a la llanera (corte grueso de cerdo al sartén, y luego se cubre con queso blanco llamado guayanés, $ 8.500), empanadas venezolanas ($1.800) y asado negro (carne a la cacerola con salsa a base de caramelo de chancaca, arroz, plátano frito y ensalada, $6.900).

De martes a domingo, de 11:00 a 23:00 horas.

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada
MásLleidas

Cultura/Espectáculos

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img