Cultura/Espectáculos
Compartir | | Ampliar Reducir

Los Vivancos: "Somos bastante conquistadores"

Los 7 hermanos más guapos del flamenco cenaron anoche con Kenita Larraín, Adriana Barrientos y Catalina Pulido, entre otras chilenas que pudieron apreciar de cerca sus encantos. Mañana estrenan su show en el Teatro Nescafé de las Artes.

por:  Constanza León, La Segunda
miércoles, 16 de noviembre de 2011

Elías, Josué, Josua, Cristo, Aarón, Israel y Judah posaron apenas llegaron al hotel. Abajo, imágenes de la cena de anoche.


Foto Fabián Ortiz/Teatro NESCAFE de las Artes

"¡Sabemos poquitas cosas! Que los Andes, la cueca y qué sé yo. Apenas hemos estado aquí 1 hora y ya nos gusta", decían ayer por la tarde Los Vivancos. Pero quienes se han hecho famosos mundialmente como "los hermanos más guapos del flamenco" no alcanzaron a pestañear, antes de estar rodeados de ilustres amistades. Cenaron en BordeRío con Kenita Larraín, Adriana Barrientos, Catalina Pulido y Cristina Tocco, entre otras invitadas locales que convocó la directiva del Teatro Nescafé de las Artes.

Elías, Josué, Josua, Cristo, Aarón, Israel y Judah estrenan mañana su aplaudido espectáculo -17, 18 y 19 de noviembre-, con el que llevan cuatro años de gira por el mundo. "Es muy fuerte, energético, combina distintos tipos de danza, acrobacias, luchas y cada uno toca un instrumento musical diferente", comenta Aarón.

Este año estuvieron en Turquía, Italia, Honduras, EE.UU. Esta es su única parada sudamericana y y en diciembre van a Qatar. Giorgio Armani quedó deslumbrado con el show. "Nos dijo que era transgresor, fresco, una explosión de vida", comentan.

"Esto nace de un sueño de nuestro padre. El era bailarín, músico, luchador, nos lo enseñó todo, desde pequeños. Circo, malabares, equilibrio... No hemos tratado de innovar, hemos hecho simplemente lo que sabemos", explica Judah.

El "New York Times" señaló que es un show "sensacional, auténtico, intenso, viril y salvaje". "Es que no estamos interpretando un papel", añade Elías. "Cuando salimos al escenario decimos: «Esta noche será como si fuera la última. Lo damos todo". Y ese arrojo se percibe. "Ya sea más puro o fusión o más comercial, reúne un lado más artístico, otro espectacular, otro más divertido y otro más serio. Lo importante es que es honesto".

Coinciden: "Es un placer estar en Chile. Es un espectáculo que la gente tiene que ver alguna vez en la vida".

Después del su show en Montecarlo -donde fueron invitados personalmente por Estefanía de Mónaco- la prensa señaló: "La princesa cayó rendida". "Y después nos quiso llevar de fiesta a tomar unas copas con ella", cuentan ahora. ¿Los detalles de la jornada? Se los guardan, entre risas cómplices.

"En el escenario somos nosotros multiplicados x 100"

Estos hermanos rescataron la virilidad del flamenco, dicen los críticos. "No es que hayamos querido imponer nada, es que somos así de masculinos", dice Josua. "Salimos al escenario y ya el pelo en pecho... (risas) ¿Has visto la película «300»? Es lo que somos", añade provocando las carcajadas de sus hermanos.

"El flamenco tiene una parte muy masculina, que tiene que ver con el torero, con el bandido español, la raza".

El cuidado de su estado físico es fundamental. "Somos 7 chicos ligeramente atractivos. No estamos mal. Impone bastante, sabes, dándolo todo en el escenario... y son las luces también (risas). Vamos a conquistar al público y a todo lo que venga. En el escenario somos nosotros multiplicados por 100", añade Cristo.

Otro reconoce: "Somos bastante conquistadores... Aparece una chica y ya la estamos conquistando".

En realidad, son 39 hermanos de distintas madres. "Hay para todos los gustos y de todos los colores. Hay uno que es mecánico, otro policía, nosotros nos dedicamos al espectáculo profesionalmente. Y tenemos dos hermanas que también lo hacen".

Israel añade: "Esto es una forma de vida, donde nada es imposible".

Discuten, como buenos hermanos. "Pero nos respetamos, estamos muy unidos. Todos trabajamos en otras compañías y, la verdad, es que nunca sentimos la misma energía que cuando estamos juntos en el escenario".

Aaron agrega: "Es la libertad que encontramos en nuestra danza... De hecho, no lo hacemos por el dinero, no lo hacemos por obligación. Simplemente, somos muy felices haciéndolo".

Queremos conocerte. Por favor, responde esta encuesta.
Redes sociales
Redes sociales
Portada

Cultura/Espectáculos

Vea más notícias de último minuto

Cerrar

img